lunes 25 de mayo de 2020 - Edición Nº1523
Impulsobaires » Politica » 14 jul 2018

Polémico

En la antesala del debate por el Código de Convivencia platense, la JR promueve el trabajo sexual “legal” y critica a la Comisaría 9na.

La Asociación de Mujeres Meretrices de Argentina (AMMAR) concurrió a la sede del radicalismo platense para participar de un encuentro organizado por la Juventud Radical Popular. Desde el centenario partido levantaron la bandera de su lucha, y además denunciaron a la policía “por perseguirlas”.


Por: Redacción

En un comunicado de prensa distribuido este sábado, los jóvenes de la JR Popular, dijeron: “ayer recibimos a las chicas de la Asociación de Mujeres Meretrices de Argentina (AMMAR) para hablar sobre el proyecto de ley que busca regular al Trabajo Sexual Autónomo y otorga derechos y obligaciones a les trabajadores como lo es el acceso a pagar un monotributo, a una obra social y tener una jubilación. Un Proyecto que intenta darle visibilidad y legalizar el trabajo sexual autónomo, logrando así superar todas aquellas situaciones de vulnerabilidad y violencia que genera cualquier trabajo clandestino”.
“Durante el encuentro las escuchamos pero también preguntamos y mucho, porque de eso se trataba, aprovechar este encuentro para poder `entender y apoyar su lucha`, para `deconstruirnos` y volver a `construirnos`y ser parte de esta gran lucha por la igualdad”, luego agregaron.
Y dijeron: “porque entendimos que les trabajadores sexuales/putas, ya no dan lugar a la discusión trabajo sexual si o trabajo sexual no, la lucha y discusión actual es `trabajo sexual legal o clandestino`”.
“Porque entendimos que las putas `no son víctimas` de nadie más que de un sistema opresor, ellas eligen este trabajo y no necesitan de un grupo humano que las salve de su laburo con compasión. ¿Alguna vez intentaste salvar a un albañil que trabaje en negro o a costureras de talleres clandestinos? nos pregunta Georgina, referente de AMMAR”, indicaron.
Y siguen relatando: “es así que entendimos que lo que criminaliza a este trabajo, es justamente, el prejuicio social a prácticas de carácter sexual, es decir, el hecho de que se dé un servicio que no tiene en cuenta al amor romántico, que implica el placer, goce, un trabajo que no es correspondido con el `mandato patriarcal` de nuestra sociedad”.
“Ya no podemos seguir sosteniendo a un Estado ausente que no se hace cargo y que busca la invisibilidad con intervenciones relativas a la punitiva e ilegal. Debemos crecer como sociedad, y entender que lo que les trabajadores sexuales apelan es a adquirir los derechos y obligaciones que la categorización de su trabajo impliquen”, dijeron.

Durísimos con la Comisaría 9na.


“Por otro lado también hablamos de la situación en nuestra ciudad, en la cual son cotidianas las persecuciones, el abuso y los pedidos de exacciones ilegales solicitados por parte de la Policía para poder trabajar en la zona, en especial de los integrantes de la comisaria de la sección 9°. La misma policía que fue muy mediática por la “causa de los sobres”, con la que se reconocía que todas las comisarias recaudaban dinero del juego, los robos, el narcotráfico y la trata, para su famosa `caja` que según denuncian seguiría funcionando”, aseguran de modo muy críticos.
“Entonces así volvemos a hacer énfasis en las consecuencias que esta clandestinidad conlleva. Todos sabemos que esta situación debería ser investigada por la fiscalía y por asuntos internos, ya que la recaudación ilegal de la policía y el abuso a través de prácticas vejatorias contra les trabajadores, seguirá agudizándose. Pero insistimos en que solo el denunciar, sin acompañar estas denuncias con una regularización y legitimización del trabajo sexual como tal, sería de total hipocresía, porque entendimos que con invisibilizar a las putas no se lucha por la igualdad. Vamos a luchar por la igualdad cuando el Estado pueda reconocerlas como sujetos políticos que son, con sus derechos y obligaciones”, sostuvieron.


Piden que AMMAR participe de las reuniones de la Asamblea del Barrio El Mondongo


Por todo ello es que las chicas de AMMAR, se pronuncian también a dialogar con los vecinos de La Plata y poder participar de la “Asamblea del Barrio El Mondongo” ya que también ellas son actores del mismo y les interesa como a todos ocuparse de las problemáticas del barrio. Entonces si entendemos que para realizar políticas públicas verdaderas, es fundamental el dialogo con todos los actores, será también fundamental su participación en estas asambleas.
“Ante todo lo expuesto como organización política tenemos el compromiso de llevar la voz de las trabajadoras sexuales a todos los ámbitos partidarios y políticos para que de una vez por todas la sociedad las escuche y entienda que lucha de les trabajadores, es una lucha que nos implica a todos”, concluyeron.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS