jueves 18 de agosto de 2022 - Edición Nº2338
Impulsobaires » Turismo » 19 jul 2018

EMATUR en crisis

Preocupa la falta de políticas para promover el turismo en La Plata

(Por Fabricio Moschettoni, editor de Impulso Baires. Twitter @FMoschettoni ) Distintos operadores turísticos están advirtiendo sobre la falta de una política que promueva la actividad en La Plata. La Ciudad tiene anualmente múltiples eventos institucionales, encuentros sectoriales y académicos, además de buenas agendas de espectáculos. Sin embargo, no despierta atracción. El papel del EMATUR en la mira.


Por: Redacción


La ordenanza 10.612 del 21 de octubre de 2009 crea el Ente Municipal para la Actividad Turística (EMATUR), y en ella se dispone el marco regulatorio, sus funciones y composición. Su presidente y vice deben ser nombrados por el intendente con acuerdo del Concejo Deliberante, duran en su mandato cuatro años o hasta que el alcalde lo crea conveniente.
Para el 2018 el EMATUR tiene presupuestado gastar $ 7.056.238, un monto que no parecer abultado, aunque sin embargo las funciones que emanan de la ordenanza que lo crea contempla bastante interacción con otras dependencias y con entes privados, lo que si tuviera una conducción razonable podría concretar grandes aportes para el turismo local.
Actualmente el presidente de EMATUR es Juan Esteban Osaba, y a pesar de ejercer el cargo desde hace más de dos años no se destacó por haber logrado una articulación pública y privada que sirva para dinamizar la actividad.
A principio de junio, en una extensa nota con Impulso Baires, el presidente del Grupo Hotelero, Alberto Albamonte, habló sobre lo que sería la inauguración del hotel Days Inn, ubicado a metros de plaza San Martín, y en un momento de la conversación sostuvo que en el caso de su cadena tienen una filosofía internacional que se resume de la siguiente manera: “no podemos vender un hotel si no vendemos la ciudad en donde está. Nosotros en la campaña publicitaria que hemos programado para todo el resto del año le damos mucha importancia a La Plata, a los lugares tan interesantes que tiene para visitar, y porque es una ciudad de gran futuro potencial para la radicación de inversiones”.
Ese concepto de los empresarios hoteleros que operan en las principales plazas internacionales tiene que ver con “vender” la ciudad en otros lugares para atraer turistas, y justamente esa idea es la que falta en la conducción política de EMATUR. La situación se observa con solo entrar en su página web, la que técnicamente está perfectamente optimizada pero el contenido es más que pobre.
Es cierto que a La Plata le faltan plazas hoteleras, pero los establecimientos que existen están pésimamente “vendidos” en el sitio oficial, con fotos antiguas y pixeladas, sin buena información de servicios y contactos, o sea sin motivar ningún atractivo en el potencial visitante. De esa forma, para quien tenga que llegar a la ciudad a un curso, seminario o encuentro empresarial ¿no es más conveniente hospedarse en la Ciudad de Buenos Aires luego de ver lo que se ofrece en la web del turismo local?.
Tampoco están bien vendidas las actividades culturales de la ciudad, ni las académicas, ni los encuentros empresarios. Hasta el sitio de noticias más desactualizado que se pueda visitar brinda más información que la web de EMATUR.
Pero tampoco la ciudad se está vendiendo en otras plazas. No se aprovechan ferias turísticas de la región, no se evidencian convenios de interés para promover el turismo, y mucho menos existe la idea de buscar turismo internacional a pesar de cientos de “embajadores naturales” platenses que se destacan en deportes, música y otros aspectos; o aquellos que por distintas circunstancias están afincados en diferentes ciudades del mundo y estarían dispuestos trabajar voluntariamente en tareas de promoción por la ciudad que los vio nacer o les dio un estudio.
¿Sabe el presidente del EMATUR con cuantas ciudades del mundo se firmaron vínculos de cooperación o hermandad?
Con buenas fiestas cerveceras, algunos eventos de jerarquía internacional en el Estadio Único, y una plantilla de espectáculos en el Coliseo Podestá de gran nivel y con precios más bajos que en la taquillera Calle Corrientes de la ciudad de Buenos Aires, La Plata podría tener una mayor presencia que despierte su interés.
Un déficit enorme se puede observar también en la escasa o nula información turística en los accesos a la ciudad o en los principales espacios públicos. ¿Tan costoso es acoplar información turística en las casetas de seguridad de los espacios públicos más importantes?. ¿Tanto cuesta tener puestos atractivos cada vez que se realizan seminarios, cursos o eventos de instituciones privadas que convocan a cientos de concurrentes de otros lugares del país o la región?. ¿Qué ocurrió con el bus turístico?.
La mayoría de las acciones que puede realizar el EMATUR no demandarían un esfuerzo económico extra del Estado, sino la imaginación necesaria para convocar a sectores económicos que se benefician con el turismo, y así armar un gran mecanismo de difusión con varios engranajes.
Es evidente que a EMATUR le falta dirección, creatividad y un objetivo. El Ente parece un refugio político más que un organismo descentralizado que impulse políticas activas para el sector.
Sin dudas la ciudad de La Plata se merece más.

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias