domingo 17 de noviembre de 2019 - Edición Nº1333
Impulsobaires » Judiciales y Policiales » 7 jun 2019

Escándalo, fútbol y sexo

Detienen otra vez al ex árbitro Bustos por acosar a menores en Newell's

El ex árbitro Martín Bustos -quien estuvo preso en la causa que investiga abusos a menores en el club Independiente- fue detenido nuevamente en Rosario por "grooming", al intentar contactar a un jugador de 14 años de Newell's haciéndose pasar por masajista, informaron hoy desde la fiscalía que lleva la investigación.


Por: Télam

Según pudo confirmar Télam, a partir de esta detención tanto la fiscalía de Rosario como la de Avellaneda -a cargo de la causa Independiente- pedirán la prisión preventiva de Martín Bustos, quien había recuperado la libertad el pasado 13 de septiembre tras estar detenido durante seis meses.

Fuentes judiciales con acceso a la causa de Independiente aseguraron a Télam que desde hacía varios meses la fiscal Soledad Garibaldi, de la UFI 4 de Avellaneda, seguía los pasos de Bustos porque tanto el árbitro como Leonardo Cohen Arazi -otro de los acusados- venían solicitando en "forma recurrente permisos para viajar al interior del país".

Bustos, el relacionista público Cohen Arazi y el representante de futbolistas Alberto Ponte recuperaron su libertad por decisión de la Cámara de Apelaciones que, además, decidió bajarles la imputación de abuso de menores a corrupción de menores.

Una de los requisitos para seguir en libertad fue no alejarse a más de 200 kilómetros de la fiscalía de Avellaneda, por eso Garibaldi comenzó a sospechar cuando los pedidos de viaje de Bustos y Cohen Arazi se repetían.

Bustos fue detenido ayer por la noche luego de haber sido denunciado por el club de Rosario por contactar a un jugador de las divisiones inferiores a quien, además, le pidió que hiciera de nexo para llegar a otros jugadores.

Según contó Sebastián Carranza, vocero de la Unidad Fiscal Especializada en Delitos Sexuales de Rosario, Bustos habría intercambiado varios mensajes con el menor, en los que se hacía pasar por masajista.

En un comunicado, el club señaló que fue detectada "una amenaza de tipo grooming -o engaño pederasta-", la cual "fue desactiva en forma inmediata a través de la aplicación de los protocolos previstos para estos casos".

El término grooming designa las conductas emprendidas por un adulto para ganarse la confianza de un menor de edad, creando un vínculo con el objetivo final de cometer un abuso sexual.

Bustos usaba su nombre de pila pero no su apellido y aunque nunca llegó a tener contacto personal con el menor, al joven le resultaron sospechosos los mensajes y el último miércoles decidió contárselo al psicólogo del club, que de inmediato hizo la denuncia en la fiscalía a cargo de Carla Cerliani.

Al ser consultado sobre si el contenido de esos mensajes eran sexuales, Carranza respondió que "eso es lo que entiende la fiscal y por eso ordenó la detención".

Tras la denuncia del club, oficiales encubiertos de la policía de Rosario continuaron la conversación por Whatsapp haciéndose pasar por el menor y acordaron un lugar de encuentro, donde Bustos fue detenido.

Bustos es uno de los principales acusados en la causa que investiga abusos a menores que vivían en la pensión del Club Atlético Independiente, y tras pasar seis meses detenido fue liberado en septiembre del año pasado.

De acuerdo a la información de la fiscalía de Rosario, Bustos vivía en el macrocentro de la ciudad, en un departamento que alquilaba por día. Además de quedarse con su celular, la policía secuestró su computadora para intentar determinar si ya había logrado contactar a otros menores.

De todos los implicados en la causa Independiente sólo cuatro están en prisión y uno accedió a una domiciliaria: Juan Díaz Vallone, organizador de torneos de fútbol. 

Según confiaron fuentes vinculadas a esa investigación a Télam, en las computadoras secuestradas de dos imputados se encontró material de pedofilia.

"Es muy valioso para la causa pero es realmente un asco", definió la fuente, que precisó que los menores que aparecen allí no son ninguno de los jugadores de Independiente.

La causa está a punto de ser elevada a juicio y sólo quedan terminar de revisar las conversaciones en los celulares de los acusados, finalizar las conclusiones de las pericias psicológicas y procesar el material de esas computadoras.
 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS