lunes 21 de septiembre de 2020 - Edición Nº1642
Impulsobaires » Politica » 28 ene 2020

Al rojo

Kicillof intentó “intervenir” Fondo Educativo: Desplante de intendentes PJ, oposición Pro, acatamiento radical y Alberto salió con “salvataje”

El gobernador Axel Kicillof tuvo un intento fallido de intervenir el Fondo Educativo provincial, instrumento que por ley la Provincia abastece de fondos a los municipios para reparar obras. Hizo un acto en Merlo en donde los jefes comunales del PJ pegaron el faltazo en señal de enojo, los del Pro fueron pero no firmaron un convenio marco polémico, aunque treinta obedientes radicales colocaron el gancho. La movida política fue frágil, y el presidente Alberto Fernández tuvo que salir con un programa para auxiliar escuelas, con más voluntarismo que efectividad.


Por: Redacción

Después de un gran anuncio publicitario, el gobernador Axel Kicillof lanzó en Merlo el programa “Escuelas a la obra” que se trató de un anuncio de inversión de alrededor de 800 millones de pesos para establecer convenios con 61 municipios que tienen 818 escuelas en condiciones de dificultades como para empezar las clases. 

El acto se realizó en la Escuela número 3 de Merlo con la participación del ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta, su par provincial Agustina Vila, y el jefe de Estado local Gustavo Menéndez.

Pero la firma de esos convenios ya llegaba con bastante ruido, porque varios jefes comunales entendían que era una especie de “meter mano” al Fondo Educativo, instrumento creado por ley en donde la Provincia envía a los Municipios recursos para que sean ellos quienes desarrollen inversiones educativas. Según algunos conocedores de esos convenios, “son de dificilísimo acompañamiento ya que se trata decididamente por parte de la Provincia tener un control de recursos en sus órbitas, digitar obras, involucrarse en las mismas, transferir la carga de todas las responsabilidades a los Municipios que puede hacer suspensiones de envíos y obligar a las comunas a que terminen una obra por recursos propios. Para las comunas hay muchísimos riesgos y conflictos, y para la Provincia nada”.

La ley de Presupuesto Nacional 2019, que es la 27.467 dice en su artículo 19: “Establécese la vigencia para el Ejercicio Fiscal 2019 del artículo 7° de la ley 26.075, en concordancia con lo dispuesto en los artículos 9° y 11 de la ley 26.206, teniendo en mira los fines y objetivos de la política educativa nacional y asegurando el reparto automático de los recursos a los municipios para cubrir gastos estrictamente ligados a la finalidad y función educación”.

De esa manera rige el marco por la cuál la Provincia en sus leyes de presupuesto provincial establece los porcentajes de afectación específica destinados a cada prioridad, los que deben ser transferidos diariamente a los municipios, quienes a su vez los aplican en las prioridades educativas que se fijan (¿se está cumpliendo la transferencia en la actualidad?).

Con el ejercicio de Presupuesto provincial 2019 prorrogado hasta marzo por la actual gestión de Kicillof se hicieron algunas modificaciones de en esas prioridades de afectación, pero de todos modos el Fondo Educativo no se condicionaba considerablemente.

Pero ahora, con estos convenios marcos que Provincia intentó firmar con unas sesenta comunas de diferentes signos políticos se produjo el gran problema en donde la mayoría de los jefes comunales explicaron que hubo una especie de “intervención política” sobre su autonomía.

El tema es de una complejidad enorme, y un intendente peronista explicó lo siguiente durante el fin de semana, buscando no generar más tensión de la existente: “a mi me parece que el gobernador intenta retener fondos para poder maniobrar en la administración provincial en estos meses de turbulencia económica, sobre todo porque tuve una ley impositiva tardía, está embarullado por compromisos de deudas que vienen de hace tiempo. Pero no creo que haya una decisión de meterse en las comunas, pero sí es una forma de arreglar sus cuentas apretando un poco para abajo. Lo veo como una coyuntura indeseada que puede traer conflictos políticos internos severos”.

PJ con faltazo debilitó a Kicillof y UCR salió al auxilio

Ayer se produjeron varios datos políticos de interés para analizar. Por un lado el faltazo de la mayoría de los intendentes del peronismo en clara muestra de malestar por esta situación, y por el otro la no menos llamativa actuación de los intendentes radicales, que concurrieron alrededor de 30, y suscribieron los convenios a pedido del presidente del Foro de Intendentes, Miguel Fernández (Trenque Lauquen). Y en el medio quedaron los del Pro, que a diferencia de los peronistas concurrieron a la cita, pero a diferencia también de los radicales se negaron a firmar para buscar más tiempo y sentido negociador. Allí se los vio a Jorge Macri (Vicente López), Julio Garro (La Plata), y Sebastián Avella (Campana).

Ahora algunas fuentes de la cartera de Gobierno provincial dicen que buscarán tejer con los intendentes que no firmaron y tener contacto personal con cada uno de ellos para buscar que endosen el documento pretendido, aunque será una tarea más que difícil.

“Reconocemos que el apuro nos hizo cometer errores de comunicación y eso confundió, pero lo vamos a superar”, decía ayer una fuerte de la Gobernación que quería amortiguar el impacto negativo de la particular movida.

Sobre los radicales, anoche en el Comité Provincia que preside Daniel Salvador había hermetismo, y en el Pro cierto malestar: “se apresuraron a firmar una cuestión que merece más diálogo porque va a terminar con un problema enorme en la refacción de escuelas. Esto no nos hace bien como coalición”.

Los radicales dicen que “hubo posiciones de intendentes que quisieron salir a firmar muy rápido”, y apuntan al veterano Miguel Lunghi, de Tandil, de quien comentan de manera irónica que “se hace amigo muy fácil de todos los gobernadores”.

Salvataje de Alberto Fernández

Con una tarde para el olvido para Kicillof, el presidente Alberto Fernández lazó un plan de voluntarismo pleno al presentar la idea de que doce mil cooperativas de trabajo bonaerense, y unas treinta mil en todo el país, salgan a trabajar en el mantenimiento y reparación de establecimientos educativos.

Desde el Club “Los Indios” de Moreno, Fernández habló de un plan “de integración” apelando a la solidaridad.

En el escenario, acompañaron a Fernández los ministros de Educación, Nicolás Trotta; Interior, Eduardo Wado De Pedro; y Desarrollo Social, Daniel Arroyo; el jefe del bloque de diputados nacionales del Frente de Todos, Máximo Kirchner; el gobernador de Buenos Aires, Axel Kicillof; la intendenta de Moreno, Mariel Fernández; la directora de Escuelas bonaerense, Agustina Vila; y la ministra de Desarrollo de Buenos Aires, Fernanda Raverta.

Por ahora, habrá 20 beneficiarios de planes sociales por escuela, que recibirán un aumento en el monto que perciben, a cambio de obras de reparación y restauración.

Los alrededores del Club Los Indios de Moreno estuvieron colmados por columnas de integrantes de Barrios de Pie, la Corriente Clasista y Combativa (CCC), Patria Grande, el Movimiento Evita, La Cámpora y la CTEP.

Entre los dirigentes que asistieron al acto se contaron al diputado nacional Leonardo Grosso; el titular del Suteba, Roberto Baradel; el referente de Patria Grande, Juan Grabois; el secretario de la Economía Social de la cartera de Desarrollo, Emilio Pérsico; y el secretario de Relaciones Políticas y parlamentarias de Jefatura de Gabinete, Fernando "Chino" Navarro.
 

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias

VIDEOS