viernes 20 de mayo de 2022 - Edición Nº2248
Impulsobaires » La Plata » 8 may 2022

Lo que hay que saber

La vida cotidiana: transparentar para terminar con la decadencia moral

Hace unos días el actor Alfredo Casero tuvo una fuerte reacción en un programa de actualidad y enfrentó en duros términos a periodista Luis Majul. En paralelo se conoció que la diputada provincial por Santa Fe, Amalia Granata, ingresaba un proyecto sobre Servicio Cívico Obligatorio, también se conocieron datos sobre la desigualdad del sistema educativo, y desde La Plata, los intendentes del Pro pidieron por una Boleta Única, en consonancia con el tratamiento legislativo nacional. Todos signos de una Argentina asfixiada no solo económicamente, sino moralmente. La batalla es cultural.


Por: Fabricio Moschettoni, editor de ImpulsoBaires Twitter @FMoschettoni

Les dejo mi participación en el programa Impulso Ciudadano, por Radio La Red de Mar del Plata de este sábado

La definición del momento no sería cambio de época aunque eso es lo que está pasando a nivel mundial desde hace varios años pero inciden otros factores como por ejemplo el cambio de un sistema de producción por otro. Lo que ocurre actualmente en Argentina es la decadencia de un modelo mental que acumuló años y la necesidad de surgimiento de otro, completamente opuesto. Hablo de necesidad de surgimiento, o sea que ni siquiera se puede decir que un modelo nuevo está pulseando para salir de la cuna y desplazar a uno viejo y oxidado. 


En la semana el actor Alfredo Casero estalló de bronca en el programa de televisión que conduce Luis Majul por La Nación +, luego de que el periodista lo maltratase con una burla en un momento en donde le invitado quiso desplegar una idea muy crítica al sistema en general.

El estallido de Casero se potenció con la provocación de Majul: “¿Me querés dejar como un freak o un loco?", increpó Casero al periodista cuando este trató de interpretar apreciaciones del actor sobre la vicepresidenta Cristina Kirchner.

El momento tomó temperatura hasta que Casero golpeó la mesa y fue imparable, dijo todo lo que tenía que decir y se fue del estudio.

El episodio fue pocas veces visto en el periodismo político argentino, pero sin embargo demostró el fin de un tiempo, el hartazgo popular, la necesidad de interpelar por parte de la gente a un sistema que no va más, y en ese sistema está la política, los medios, el periodismo en general, los sindicatos, la dirigencia empresarial. Casero de alguna manera le sacó la máscara al esquema de poder que rige en Argentina y actuó llevando la voz de millones de argentinos anónimos que están asqueados de ver cómo quienes deben tomar las decisiones que impactan sobre su calidad de vida no lo hacen acertadamente.

En los tensos minutos de la confrontación se vio a un Casero auténtico, sin libreto, harto y polémico, pero ese hartazgo no es individual sino que representaba al grito fuerte y desesperado de aquel argentino que está cansado de pagar impuestos para que su dinero alimente una ficción, o el que tiene angustia porque no consigue trabajo, o de los millones que trabajan en negro y por supuesto no tienen paritarias, ni horarios, ni días de descanso, ni obra social y ni un sistema previsional que les asegure un poco de tranquilidad y dignidad para el tramo final de la vida.

Si en una asamblea imaginaria de argentinos alguien pide que levanten la mano los que están a favor de lo que dijo Casero seguramente habrá una marea humana que grafica la situación. Es que el argentino medio no tiene quien lo represente, está solo de toda soledad hasta que llegó Casero y les dio un minuto de amor propio.

Por otra parte, se conoció un proyecto de ley de la diputada provincial santafecina Amalia Granata en donde propone la creación de un Servicio Civil Obligatorio para personas jóvenes que no estudian ni trabajan, en lo que termina siendo una salida rápida y nada original en momentos de crisis de valores morales, pero no aporta nada más que seguir potenciando una falta del Estado: no garantizar una educación pública para todos en las diferentes etapas de desarrollo de las personas.


Seguramente Granata actuó de muy buena fe porque ve un problema que es real acerca de una situación social, pero en el fondo termia siendo una resignación en lugar de una rebeldía. Resignarse a que el Estado no llega con una revolución educativa que hay que hacer y entonces se sale con un parche para que poco cambie.

En paralelo se conoció un informe del Observatorio Argentino por la Educación que causa escalofríos: el 16% de los chicos termina en tiempo y forma la escuela secundaria, y en el segmento mejor rankeado la educación privada termina superando a la pública. Si buscamos un fracaso como Estado en este dato lo tenemos certificado.

“En Argentina no todos los alumnos tienen las mismas oportunidades de terminar la secundaria a tiempo y con los saberes esperados: solo 16 de cada 100 lo logran. Quienes cuentan con más probabilidades de desarrollar las trayectorias escolares esperadas son los estudiantes que pertenecen al tercil de mayor nivel socioeconómico, que asisten a escuela privada o cuyas madres tienen estudios superiores” comienza diciendo el informe de la ONG Argentinos por la Educación.

Los datos surgen de un nuevo informe “¿Cómo son los 16? Trayectorias escolares desiguales en la Argentina”, del Observatorio de Argentinos por la Educación, con autoría de Mariano Narodowski (Universidad Torcuato Di Tella), Gabriela Catri y Martín Nistal (Observatorio de Argentinos por la Educación). Un estudio previo del Observatorio reveló que solo 16 de cada 100 estudiantes llegan al último año de la secundaria en el tiempo estimado y con conocimientos básicos de Lengua y Matemática; este nuevo informe indaga sobre cómo es el perfil de ese 16% de los alumnos. (Acceder a informe completo).

En ese sentido, Narodowski razonó en Radio Mitre: “ya no sabemos qué hacer los que estamos en educación para que la dirigencia política entienda que hay que salir de esta situación de colapso. Los chicos más pobres, que tenían en la escuela argentina una salida para salir de su destino de pobreza, no lo consiguen. El sistema educativo argentino sigue reproduciendo las desigualdades de cuna. Sabiendo dónde naciste vamos a saber si terminás o no el secundario en tiempo y forma”, reveló el ex Ministro de Educación porteño.

El domingo pasado me preguntaba sobre la Generación del Ochenta si era liberal o conservadora y la verdad que encontraba un mix, pero sin embargo uno de los resultantes fue la inversión en educación en el país y varios años de una mayor instrucción para la población que terminó siendo un resultante positivo para fijar la identidad y para el progreso de una sociedad.

Tenemos quebrados nuestros valores más básicos. Cuando se dice que la Universidad pública en Argentina es una ilusión, o una realidad para pocos, se apunta a esta cuestión: la mayoría no llega a la Universidad que todos sostenemos con parte de la cuota impositiva, y por eso es injusto el sistema.

El país puede salir adelante si hace una revolución educativa profunda, moralizante, amplia, inclusiva realmente y se le de instrumentos a las nuevas generaciones para que puedan desempeñarse con pensamiento crítico en un mundo cada vez más competitivo.

Por eso celebro pequeñas señales de esperanza como por ejemplo cuando la Secretaría de Cultura y Educación de la Municipalidad de La Plata lanza un programa para apoyar a estudiantes en matemáticas, física, química y biología, o cuando el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires dispone que en los últimos años de educación secundaria el alumnado deberá hacer prácticas en empresas para ir conociendo el mercado laboral.

Pero para llegar a la matemática, física, química o biología, o para estar en los últimos años de una secundaria y tomar contacto con empresas hay que tener una base fuerte de instrucción, y un Estado que en materia educativa no esté ganado por sindicatos que atrasan y piense en que la inclusión no pasa por lenguajes inexistentes que se quieren imponer sino por garantizar una educación para todos, con aulas abiertas siempre, con maestros y profesores bien formados, con programas educativos acordes y con gobernantes que vayan casa por casa a invitar a quienes dejaron la escuela a que la retomen otorgando un esquema de subsistencia que sirva como puente.

Un gasto público bien orientado e invertido está en educación, porque la educación es la base de una sociedad tolerante y progresista.

Basta ya de programas de estudios arcaicos, de influencias sindicales en la conducción de las políticas educativa, y de vergüenzas desmoralizantes.

Nos quejamos de los gobernantes, y tenemos que pensar que ellos están ahí por cada voto de la gente, y que la realidad se cambia con más educación. Si todo el mundo recibe más educación la calidad cívica será también mayor y el proceso de selección de candidaturas será más complejo y exigente por parte del ciudadano.

Ciudadanía es mayor educación. Más educación es más libertad. Más libertad es más calidad en los gobiernos. Más calidad en gobiernos es salir de la crisis moral, económica y social en la que estamos desde hace años y que no parece resolverse si no hay una auténtica revolución de ideas.

En la semana sesionó en La Plata el foro de intendentes del Pro, en donde había alcaldes de varias ciudades importantes, y más allá de los pormenores en donde cristalizaron sus internas y el clásico gen de los intendentes que no los deja nunca actuar como bloque porque cada uno se cree el mejor de todos, llegaron a una conclusión interesante y es pedir en Provincia el tratamiento de la Boleta Única para votar, al igual que lo hizo la oposición en el Congreso de la Nación.

La Boleta Única no lo resuelve todo, pero es un paso en la calidad política que nos falta, y un inicio para el ahorro económico y la posibilidad de dar más autonomía al elector.

La vieja política saltó automáticamente y allí la vicepresidenta Cristina Kirchner atacó la idea desde un acto partidario disfrazado de académico que hubo en la provincia de Chaco. Para Cristina hay que seguir votando con las boletas clásicas, y así avalando un sistema punteril que todavía tenemos heredado del conservadurismo más rancio y que asegura el poder de caudillos y otras yerbas tercermundistas.

Las civilizaciones progresan cuando cada tanto hay una revolución de ideas, y la búsqueda de la Ciudad mejor y del Estado mejor es una preocupación histórica, tal vez la más conocida o punto inicial más serio fue cuando confrontaron los dos sistemas filosóficos más potentes: el platónico y el aristotélico. Allá a lo lejos, en el Siglo IV a.C. Atenas veía como sus polis se desmoronaban luego del vertiginoso Siglo V a.C., de las grandes guerras de apogeo y decadencia, las Médicas y las del Peloponeso, y entonces Platón y Aristóteles debatieron acerca de cómo hacer resurgir la sociedad griega de aquel tiempo que estaba a la deriva. Hasta 158 ciudades estudió Aristóteles para hablar de política y buscar la constitución ideal, fue polémico, provocador, pero dejó un legado que hoy a más de 2400 años de su nacimiento nos influye en nuestra vida cotidiana.

Más adelante, en nuestra era, Europa estuvo plagada de enormes revoluciones de ideas, de cambios de paradigmas, de búsqueda incesante de lo ideal.

Por eso que los sapiens estamos marcados a fuego por esta cuestión de revelarnos cada tanto, porque somos diferentes a otras especies ya que pensamos, tenemos un sentido de supervivencia sobre la base de la racionalidad y mediante el método vamos encontrando salidas a los problemas que se nos plantean.

Pero volviendo a lo nuestro, con Boleta Única no alcanza. Debemos transparentar más y exigir a los gobiernos que expliquen en qué gastan sus recursos de manera más auténtica. No solo al Poder Ejecutivo, sino que hay que exigirle al Parlamento, a las Legislaturas y a los Concejos Deliberantes que publiquen cada gasto, además que lo detallen, que digan qué hacen con subsidios, becas, por qué nombran al personal que los asiste, qué méritos se toman, y cuestiones similares. Que los Ejecutivos digan quienes son sus proveedores, cómo se eligen y qué trabajo hacen, si cumplen en los plazos fijados y cuestiones de esa naturaleza.

Hace un par de noches hablaba con un amigo sobre decisiones de inversión que están encargando algunas empresas para saber si optan por Argentina o Uruguay, y allí por ejemplo hay un centenar de ítems que se toman como método científico con preguntas acerca de calidad institucional, datos macroeconómicos, calidad de vida de las ciudades mediante acceso a servicios públicos, arrendamiento de viviendas, sistema educativo, índices de seguridad y demás, y sobre ese centenar de preguntas Montevideo supera al AMBA en casi todas ellas. Argentina termina siendo un país que no es viable, definitivamente.

En la semana se conoció la noticia de que el presidente del BBVA, Carlos Torres Vila, hizo una gira por Uruguay y Argentina¸ y luego de posar en Montevideo con el presidente Luis Lacalle Pou destacó las posibilidades de inversión que ofrece el país vecino.

En ese sentido, Torres Vila explicó al mandatario uruguayo el papel pionero de BBVA en materia de sostenibilidad en Uruguay: fue el primer banco de la plaza en emitir un bono sostenible y también en ofrecer el primer préstamo automotor para vehículos eléctricos. Además, a finales de 2021, lanzó el primer préstamo hipotecario verde del país. BBVA es el tercer banco privado de Uruguay.

En declaraciones al diario El Observador de Uruguay, el ejecutivo se refirió al plano energético y dijo que "todos los países deben avanzar hacia la descarbonización" de sus economías, mientras que generen independencia y diversificación de sus fuentes de energía apuntando a las energías renovables.

"Uruguay es un gran ejemplo para América Latina con su apuesta por la generación energética a partir de fuentes renovables", expresó.

Hace unos días Uruguay aprobó la construcción de una ciudad en Colonia pensada para argentinos. Será una “Silicon Valley”, una ciudad inteligente para atraer a 30.000 emprendedores de nuestro país en el marco del enorme interés que hay entre argentinos que buscan condiciones institucionales normales, una economía estable y una tranquilidad en la seguridad jurídica.

Sin el voto opositor, Juntos aprobó la Rendición de Cuentas 2021

El Concejo Deliberante de La Plata, presidido por Darío Ganduglia, aprobó la Rendición de Cuentas del Departamento Ejecutivo municipal, la Rendición de Cuentas del Mercado Regional y del Ente Municipal La Plata del ejercicio 2021.

En la quinta sesión ordinaria, la concejala de Juntos, presidenta de la Comisión de Hacienda, Carla Fernández, fue la encargada de detallar la Rendición de Cuentas del ejercicio 2021, ante sus pares.

Al respecto, Fernández señaló que: "el ejercicio 2021 se caracterizó por tasas de crecimiento y, particularmente, de inflación superiores a las previstas. En este marco, tanto los ingresos de la comuna como las necesidades de gasto superan en ocasiones las cifras contempladas originalmente en el presupuesto, que fue un presupuesto conservador", y añadió que "el contexto de afectación de nuestra ciudad como Zona de Alta Circulación de COVID, lo que motivó la finalidad de poder garantizar las prestaciones de la comuna y orientar los recursos a la atención de las nuevas demandas de la ciudadanía y sectores más afectados".

En este marco, mencionó que el comportamiento heterogéneo de las actividades económicas, como la necesidad de diversos sectores que se vieron rezagados en este contexto, requirieron de asistencia específica que en su mayoría se englobaron en el Programa La Plata Reactiva, con impacto en áreas de desarrollo a la comunidad, cultura, producción, transporte, entre otras.

El bloque del Frente de Todos, presidido por Yanina Lamberti, se opuso a la Rendición, y acusó al intendente Julio Garro por supuestas subejecuciones de partidas: “el dinero está, no lo ejecuta”.

“En la rendición de cuentas del municipio de La Plata se pudo evidenciar el enorme aporte que ha realizado la Provincia de Buenos Aires a nuestra ciudad. Eso el Intendente no te lo cuenta pero los números no mienten”, también dijo.

Consejo Escolar de La Plata inició obras de gas en sesenta escuelas ante la llegada del invierno

En el marco del cambio de temperatura y la próxima llegada del frio a la ciudad, el Consejo Escolar de La Plata lleva adelante 60 obras de cambio integral y parcial de cañerías de gas en los distintos establecimientos educativos locales en sus diversas modalidades.

Según se informó, a las 60 obras se le suma el proceso de encendido, mantenimiento y reparación de las más de cuatro mil estufas existentes en todas las escuelas del Partido, al igual que el sistema de calderas que se utiliza en 59 escuelas de la ciudad.

Desde fines de diciembre del 2021 y a lo largo de los primeros meses del 2022, la empresa prestataria de gas Camuzzi, lleva adelante distintas inspecciones en donde observó y en algunos casos clausuro los medidores de gas de forma total y parcial, afectando la normal prestación del servicio de calefacción integral de aproximadamente 70 escuelas de las 440 existentes, se informó. 

En este contexto, las obras en marcha tienen una duración de entre 15 y 30 días, y apuntan a normalizar la funcionalidad de los establecimientos educativos observados por Camuzzi para poder contar con la utilización integral de todo el sistema de gas.

“Hemos recibido una partida por parte del Ministerio de Educación de cerca de $32 millones para encarar estas obras necesarias para las escuelas de La Plata y así normalizar la prestación del servicio alimentario escolar en aquellas que se ha clausurado el comedor y reanudar el sistema de calefacción” explicó el presidente del Consejo Escolar, Nicolás Morzone.

“Desde la semana pasada, además de las obras, estamos encendiendo todas las estufas y calderas existentes en el Partido de La Plata para anticiparnos a las bajas temperaturas, independientemente de las obras que estamos llevando adelante para dar soluciones concretas a la problemática del gas en la ciudad”.

López Armengol electo como presidente de la UNLP

El licenciado Martín López Armengol fue electo este sábado como nuevo presidente de la Universidad Nacional de La Plata para el período 2022-2026. Con el voto favorable de 262 asambleístas de los 270 que componen el cuerpo, se convirtió en el candidato a presidente con más apoyo desde el retorno de la democracia.

“Quiero agradecer a cada uno de los asambleístas que hoy, en este ámbito, expresaron sus miradas, aportes, preocupaciones, apoyos e inquietudes, sintetizando de esta manera la máxima expresión del cogobierno universitario, donde el intercambio de ideas le da vida y sentido al espíritu de construcción democrático que forma parte del ADN de nuestra Universidad Nacional de La Plata”, expresó López Armengol al iniciar su primer discurso como presidente electo de la UNLP.

Martín López Armengol es Licenciado en Administración por la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Nacional de La Plata, Magister en Dirección de Empresas (UNLP) y Especialista en Marketing (Universidad Argentina de la Empresa).

Actualmente se desempeña como Vicepresidente del Área Académica de UNLP. Es Profesor Titular de Administración I en la FCE-UNLP y Profesor de Post Grado en la Universidad Nacional de La Plata, Universidad Nacional de Mar del Plata, Universidad Nacional del Noroeste de la Provincia de Buenos Aires y Universidad Nacional del Nordeste. Fue Secretario Académico, Vicedecano y Decano de la FCE-UNLP.

Docente - Investigador categorizado y participante de proyectos acreditados de investigación científica, nacionales e internacionales, sobre Calidad Educativa y Responsabilidad Social Organizacional, que incluye coordinación de libros, autoría de capítulos de libros y artículos en revistas especializadas.

Panelista y expositor en Congresos, Jornadas y Simposios nacionales e internacionales, en temas de Calidad Educativa y Responsabilidad Social Organizacional.

De una vasta trayectoria en el campo profesional ocupó, hasta marzo de este año, el cargo de Director General del CENADMIN (Consejo Elaborador de Normas de Administración) organismo técnico de la Federación Argentina de Consejos Profesionales de Ciencias Económicas. Actualmente, es Consejero Directivo del Consejo Profesional de Ciencias Económicas de la Provincia de Buenos Aires.

En ese marco, el intendente Julio Garro saludó al nuevo presidente de la Universidad, y dijo: “¡Felicitaciones @MLopezArmengol ! Mis mejores deseos para esta nueva etapa al frente del decanato de la @unlp. Tenemos importantes desafíos institucionales por delante en pos del desarrollo de la ciudad”.

Por su parte, el titular de la Comisión Nacional de Regulación del Transporte (CNRT), José Ramón Arteaga, destacó: “Felicitaciones 
@MLopezArmengol, electo presidente de la @unlp. Sé de tu compromiso en la construcción de una educación pública, inclusiva y de calidad. No tengo dudas de que será una gestión exitosa.
Un país con oportunidades y futuro se construye con más y mejor educación”.


Una reunión de Juntos que generó fuerte polémica

El viernes a las 18 en la sede de calle 54 que tiene el gremio A.P.L. se realizó un cónclave destinado a auspiciar la postulación de la presidenta del Pro, Patricia Bullrich, como candidata a presidenta de la Nación, y terminó generando fuerte revuelo interno en Juntos.

Trascendió que en la semana el director de Asuntos Especiales del Municipio, Mauro Palummo, empezó a prepara un encuentro para armar una mesa “Bullrich 2023”, y así es que invitó a varios referentes, entre ellos al ex concejal Julio Irurueta, al concejal Javier Mor Roig, al senador Juan Pablo Allan (no concurrió a la cita pero mandó emisario), a la ex diputada Carolina Barros Schelloto, al referente Ricardo Ferrer Picado, al secretario general de la Municipalidad, Raúl “Turco” Cadaá, al diputado Daniel Lipovetzky, entre otros, y en el centro de la reunión ubicó al diputado nacional Gerardo “Jerry” Milman, que es una suerte de operador de primer nivel de Bullrich.

Uno de los participantes al evento dijo a este columnista: “no sé qué hacía Cadaá ni por qué lo invitaron”, en virtud de que el funcionario municipal es radical y además una de las personas más cercanas al presidente de la UCR provincial, Maximiliano Abad.

La relación de Cadaá con el “garrismo” es casi inexistente, más allá del cargo que ocupa en la Municipalidad, y dicen que si todavía no lo despidieron es por los incesantes pedidos que hace Abad para mantenerlo.

Lo inentendibles es que por un lado los radicales dicen que llevarán candidato presidencial propio, y hasta buscan apuntalar al gobernador de Jujuy, Gerardo Morales, y al diputado Facundo Manes, y por el otro en La Plata Cadaá acompaña a Bullrich.

Por su parte, en el “bullrichmo” ya avisan: “si arriba e pudre todo en La Plata vamos con candidato propio a intendente”, y todos miraron entre los invitados: ¿Lipovetzky, Allan, Mor Roig, Barros Schelotto?. Un referente “paladar negro” del esquema de Bullrich fue sepulcral: “si hay que pintarse la cara no será ninguno de los mencionados tenemos uno que la va a romper”. 

El tema en cuestión es que si Patricia Bullrich hace lista en La Plata deberá enfrentar directamente a Garro o a una persona de su círculo íntimo.

En tanto, en la noche del viernes se generó malestar entre alguno de los participantes porque se difundió una foto de la reunión: “era un encuentro para intercambiar datos y posturas, no para formalizar nada. Una falta de códigos fue”, dijo un asistente que juró “no volver más”.

Y al terminar la noche del viernes, las facturas a Bullrich no tardaron en llegar.

Radicales a fondo 

El 27 de abril hubo presentación de fichas de afiliaciones en la UCR platense y allí Pablo Nicoletti, referente de Evolución Radical, fue quien se destacó al presentar a 1850 nuevos afiliados, mientras que del resto no hubo reportes y dicen que fueron insignificantes las anotaciones.

En tanto parece que el plato fuerte será el 11 de mayo, oportunidad del segundo tiempo de afiliaciones, y aparentemente todos los campamentos están ajustando sus presentaciones.

Hasta el momento y en la carrera hacia la Junta Central, Nicoletti anotó el primer triunfo, pero el campeonato es largo y hay jugadores muy fuertes que pueden reaccionar.

Hay que ver cómo se comportan ahora los otros dos candidatos que más se mencionan, como so el ex diputado Sergio Panella y el referente de “Acción Radical”, Hugo Armellino. Ninguno de los dos se caracteriza por dormirse, así que seguramente saldrán fuerte a la cancha también en este aspecto.

Este sábado Nicoletti, mientras siguió preparando esquemas de trabajo para su integración al gabinete de Garro como titular de un Instituto de Sustentabilidad, compartió un encuentro de Evolución Radical en Santa Fe, y se lo vio junto al senador Martín Lousteau y el diputado radical de esa provincia, Maximiliano Pullaro.

En tanto, el sábado había algunos delegados a la Junta Central partidaria que sacaban cuenta y buscaban la posibilidad de emitir un documento duro, diciendo más o menos lo siguiente: “Nicoletti va al Ejecutivo comunal a título personal, no con apoyo del Partido”.

Hasta el próximo domingo. 

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias