lunes 06 de diciembre de 2021 - Edición Nº2083
Impulsobaires » La Plata » 17 may 2020

La semana que pasó

Panorama Político Platense: Siete mil razones para luchar y no ceder

La economía local está en un pantano. Hubo una esperanza de reactivación que se desvaneció demasiado rápido. Al gobierno local no le faltan motivos para preocuparse por sus productores, comerciantes y cuentapropistas que ya no resisten más. La pelota sigue dando vueltas en calle 6, pero el partido se pausó por ahora. ¿Cómo sigue?.


Por: Fabricio Moschettoni, editor de ImpulsoBaires / Twitter @FMoschettoni

“Procede como Dios, que nunca llora/ O como Lucifer, que nunca reza/ O como el robledal, cuya grandeza/Necesita del agua y no la implora/Que muerda y vocifere, vengadora/Ya en el polvo, rodando, tu cabeza”.  Almafuerte (Milongas clásicas, sonetos medicinales y Dios te salve. Discursos, 1919). Homenaje a Pedro Bonifacio Palacios, uno de ´nuestros Cinco Sabios´, en el recordatorio de su fecha de nacimiento, 13 de mayo de 1854. 

“Siete mil razones para volver a creer” titulé esta columna hace siete días. Fuerte. Ambicioso. Esperanzador. Pero como un pimpollo en medio del temporal todo resultó efímero.

El comercio y las pymes locales golpearon la puerta del Municipio y ella se abrió sin problemas para dejar ingresar a emprendedores que pidieron por una reapertura urgente. El intendente Julio Garro escuchó y accionó todo para recibir las peticiones en tiempo récord. Se sumaron más de siete mil que fueron elevadas instantáneamente al gobierno de la Provincia. La pelota deshilachada salía de calle 12 y se instalaba en el campo de calle 6.  En un imaginario pasaje histórico en donde los números de las arterias se convierten en personas, se podría decir que pateó con fuerza y rápido Juan Larrea, quien conocía de comercio, recibió el coronel Gobernador Juan Mercante, esperando ser ayudado por el comisionado Luis María Doyhenard que observaba desde una esquina.

Pasaron las horas y no hubo respuestas. El calendario cambió de días, y las carpetas no se movieron. El comercio seguía esperando. Las pymes industriales también.

Algunos destellos de reactivación se fueron emitiendo. En diez días se permitió que una veintena de industrias volvieran a trabajar. Las últimas cuatro recibieron las buenas nuevas este mismo sábado. Ahora un par de miles de vecinos están concurriendo a sus labores. Se salvaron puestos de trabajo.

 La gran masa aún sigue esperando

Un pantallazo de la semana puede describir el estado de quienes viven de su trabajo privado en la ciudad. Instantáneas que hacen una serie imperdible de las persianas bajas y las angustias multiplicadas por miles.

La Plata tiene 184 salones de belleza y peluquerías habilitadas, pero hay una enorme cantidad que trabaja bajo otros rubros o incluso emprendedores informales. Los peluqueros dicen que el combo es de cuatro mil personas aproximadamente. Carlos Benítez Etchart es uno de ellos y me dijo: “el intendente nos atendió, escuchó y pidió por nosotros, por eso fuimos a Plaza San Martín a pedirle al gobernador que nos deje trabajar. Hay peluqueras que ni siquiera reciben el Ingreso Familiar de Emergencia, porque son separadas, pero como sus ex maridos tienen trabajo no lo pueden cobrar”. Algunos locales se cerraron. Otros languidecen.

Trazando una comparación, el peluquero marplatense Daniel González Díaz, le contó este sábado al programa “El Vecinalista”, que se emite por Radio La Red 91.3 de “La Feliz”, que el fin de semana anterior, en la prueba piloto que hizo el intendente Guillermo Montenegro, unos 200 mil vecinos acudieron a servicios del rubro, o sea que es un 27% de los residentes del distrito. La actividad se reactivó de manera impresionante. 

En la semana también hablé con varios emprendedores locales que hacen eventos. Están en una situación desesperante porque creen que pasarán largos meses sin poder trabajar. Muchos de ellos ya ni siquiera tiene ahorros para solventar el día a día.

Facundo Benegas, organizador y realizador, me dijo: “el último evento que tuve fue el 14 de marzo, y después con el 20 de marzo cuando se declaró la cuarentena quedamos parados. No tenemos ningún ingreso, la estamos pasando mal, no sabemos cómo seguirá porque es uno de los rubros que será de los últimos para habilitar”. Fotógrafos y sonidistas a los que recurrí fueron en la misma línea. Iluminadores, cocineros y ambientadores se suman a la lista. Hasta los cobradores de SADAIC están desesperados porque viven de comisiones. Está todo suspendido hasta algún día lejano. Hay quienes pudieron acceder a los créditos a tasa 0, otros no. Un grupo importante que tiene personal a cargo está esperando que les habiliten las líneas de asistencia del Estado para cubrir el 50% de un sueldo básico. No llegan.

Al ver la problemática local en ese rubro llamé de prisa a Silvia Amarante, conocida emprendedora que además preside la Asociación Argentina de Eventos. En todo el país, más que nada en AMBA, el parate es total: “hay alrededor de un millón de personas que trabajan en esta actividad”. Los ingresos que generan el sector equivalen al 1% del Producto Bruto Interno. De todos modos, junto con hotelería, los eventos serán los últimos en reactivarse. Los más optimistas planifican para octubre. La mayoría considera que el año se perdió.

En la actividad también se asocia el personal de controles de admisión y permanencia y por eso llamé a Leandro Nazarre, secretario general de SUTCAPRA, y no dudó: “estamos muy mal, no hay trabajo y no se sabe cuándo se retoma. Hay pocas empresas anotadas en los ATP (Asistencia de Emergencia al Trabajo y la Producción)”.

La gastronomía es capítulo aparte. El lunes adelantamos en el portal una reunión de los comerciantes locales más destacados de ese rubro. Fue una jornada intensa que comenzó a las 15 y se sucedieron cuatro rondas de cónclaves con entre 25 y 30 integrantes a efectos de mantener el aislamiento.  Intercambiaron conceptos. Perfilaron un plan de acción para avanzar en diferentes direcciones.

En síntesis, la problemática gira por la caída precipitada de ventas, el escaso funcionamiento del delivery para suplantar otros ingresos, la facturación del servicio eléctrico (potencia por consumo), los impuestos y tasas, las cargas sociales, los sueldos, los alquileres y el día después.

El emprendedor gastronómico Nicolás Boccabella me dijo que hay más de once mil personas que viven de esa actividad en la ciudad, y ejemplificó la crisis con algunos números de una encuesta que PULPA – Cámara de Empresarios Gastronómicos, hizo entre 150 componentes del rubro: el 80% utiliza delivery pero la facturación no llega al 5%, pocos pudieron acceder al aporte estatal de 50% de los salarios, el 60% está en condiciones de acceder a un crédito al 24% pero siempre falta papeleo, y casi todos quieren beneficios crediticios al 0% o similar para poder hacer frente a la situación.

Al caer la semana habían logrado un buen diálogo con la Municipalidad para flexibilizar los tributos locales, habilitaron líneas con EDELAP y Camuzzi, y una puerta se abrió con el Banco Provincia para resolver la burocracia en las peticiones. Eso trascendió, aunque no hubo un informe oficial.

Mientras, los 33 empleados de la confitería París que anunció su quiebra por Whats App seis horas antes de que comience el Dia del Trabajador peticionaron por sus derechos en la puerta del simbólico edificio. También se conoció que otro monstruo cerraba: Almendra.

A todo esto, desde la Asociación de Calle 12 pedían a la Federación Empresaria La Plata que soliciten al intendente Julio Garro la prórroga de los vencimientos de la Tasa de Seguridad e Higiene y la eliminación de los mínimos por actividad por un plazo de 180 días. También, que se cobre el 50% de las alícuotas establecidas para cada hecho imponible según lo dispuesto por la Ordenanza Tarifaria e Impositiva 2020 por idéntico período.

En tanto, las distintas asociaciones de comerciantes veían con beneplácito una resolución del ENRE en donde solicita a las empresas energéticas que atiendan los reclamos de las pymes: pagar consumo y no potencia adquirida. 

Un tema grave es lo que sucede en YPF. La obra que se estaba ejecutando sobre una nueva planta de tratamiento de naftas se suspendió en plena pandemia. La empresa desoyó lo dispuesto por el DNU presidencial acerca de inamovilidad de condiciones de empleos. Hay 45 fuentes laborales a punto de perderse.

El segundo semestre ya llega. El crédito es insuficiente. El papeleo intenso un obstáculo. La economía informal se muestra como una realidad y no solo como una estadística. La brecha del dólar ´blue´ respecto del oficial es histórica y se achicará solo con devaluación. Las empresas que reinicien no podrán comprar insumos importados. Las tarifas de servicios públicos se arrancarán el bozal antes que la gente desestime a los barbijos. La inflación se va a disparar por la emisión, la escasez de bienes y una imparable depreciación del peso. 

Con este panorama se aguarda que desde el gobierno provincial existan señales en el sentido de una apertura mayor en los rubros que movilizan la economía porque en poco tiempo se sucederán quiebras abruptas. Empresa que cierra difícilmente pueda tener una reapertura: es ley.

Breves de la semana

Sesionó el Concejo Deliberante: Lo hizo en el Pasaje Dardo Rocha de modo presencial. El tema que anunciaron como principal es la reglamentación del uso de bicicletas eléctricas y monopatines para desalentar la utilización del transporte público. No será fácil que un habitué del micro pueda optar por un monopatín que vale 75 mil pesos (o más), y si lo financia en 12 cuotas tendrá que anexarle más del 50% de intereses. El mercado nacional proyectó antes de la pandemia vender 12 mil unidades a nivel nacional. Ahora se redujo a la mitad y esperan una nueva proyección negativa. O sea que para nuestra ciudad se puede estimar una comercialización de aproximadamente 140 unidades con viento a favor. Hace poco, la principal fábrica del país me definió el target: millennials, y el 80 % de los interesados tienen entre 18 y 32 años.

Más ayuda social: La Municipalidad está trabajando decididamente en la contención social y para eso el intendente Garro mandó a diferentes secretarías a redoblar esfuerzos en programas diversos, acercando alimentación a los barrios en donde la emergencia es latente.

Comités barriales: En la semana hubo una reunión importante en el Pasaje Dardo Rocha convocada por Garro a la que asistió el arzobispo Víctor Fernández, representantes gremiales y referentes opositores a efectos de hacer comités en cada delegación del distrito.

El pasado quiere volver: Una foto de monseñor Héctor Agüer y el ex jefe de la UOCRA, Juan Pablo “Pata” Medina recorrió el mundillo político. La amenaza del pasado violento a veces se hace notar y avisa que pueden irrumpir. 

Se multiplican las acciones de ayuda social: Diferentes ONGs como La Plata Solidaria y otras que trabajan en barrios han redoblado sus esfuerzos, ahora piensan en el invierno que se avecina y, además de un plato de comida, la ropa que faltará en muchos hogares es de lo más buscado.

Tecnoradicales: En el centenario partido la modernización llegó de golpe. La Junta Central que lidera Claudio Frangul hizo una clase virtual para su Escuela Política con el constitucionalista Antonio María Hernández; el comité de la Sección Primera, presidido por Pablo Nicoletti, el lunes hará lo propio con el doctor en derecho y filósofo, Andrés Rosler; y el sector femenino de la línea Rapaca trató el tema de la violencia de género al culminar la semana.

Hasta el próximo domingo.


 

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias